Perdón y disculpa


Hay perdones y disculpas. En el perdón nos desprendemos de la dura cáscara del orgullo que nos envuelve y damos un paso, a través de una extraña fisura, a la salida del rencor y la memoria negativa. En la disculpa se libera al disculpado de su crimen, se lo exime de culpas. Las dos experiencias son satisfactorias. Aunque la creencia en sus valiosas consecuencias no provenga exclusivamente del amor sino más bien de la potencia reorganizadora de la realidad.

Anuncios

~ por Jorge Concha Lozano en marzo 28, 2007.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: