BIOLOGÍA DE LA LIBERTAD


Y qué idiotas se muestran las razones.
Y cómo pregna la oscuridad esos los motivos disimulados,
los espasmos del corazón.
Y cómo la biología mastica la voluntad,
traga nuestra elección.
Y cómo los albedríos sucumben al placer.
Y cómo la libertad es esa diplomacia del deseo
empeñado en la imposición,
en el hambre de sujetar,
asolar aún a los queridos, los admirados, los adorados
con igual álgebra que ignora a los despreciados,
los odiados, los arrencorados, los desocorrespondidos…

Y cómo nuestra ciencia extranjera
no imagina pisar el pavimento de las heridas,
el territorio de esa nuestra libertad,
esa nuestra carcelaria dignidad.

Anuncios

~ por Jorge Concha Lozano en septiembre 23, 2012.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: